963 599 293     Urgencias 644 144 497

¿Problemas con los vecinos? Descubre qué debes hacer

Los problemas surgidos entre vecinos es algo muy común en las viviendas, pues cuando se forma parte de una comunidad pueden aparecer discrepancias, la cuestión reside en cómo solventarlas, ya que si optamos por la vía fácil, la de la denuncia, atraeremos una disputa aún mayor, debido al resentimiento e inquina que el vecino afectado pueda llegar a sentir hacia nosotros. Está claro que si se han agotado el resto de vías, ésta será la más propicia, pero antes de llegar a eso deberemos probar otras opciones para intentar evitar los conflictos vecinales.

Las principales causas de disputa son el exceso de ruido, el impago de los recibos comunitarios y el volumen de la música. Por ello, desde Stil Mediterrani, administrador de fincas en Xirivella, queremos proporcionaros una serie de consejos que os ayuden a paliar situaciones espinosas en los casos expuestos.

Hay tres reglas básicas para poder manejar conflictos y evitar situaciones extremas:

  1. Conocer vuestros derechos y obligaciones
  2. Ser respetuosos
  3. Establecer un diálogo que palíe las dificultades surgidas entre ambas partes

Cada ayuntamiento es un mundo, pero por regla general la policía municipal suele dar margen hasta las 12 de la noche. Las obras están prohibidas a partir de las 20h, y en algunas localidades, los sábados por la tarde y domingos.

Fiesta

Si vas a dar una fiesta deberás avisar personalmente a tus vecinos y dejarles tu número de teléfono por si lo necesitan. Coméntales hasta que hora durará y así evitarás que llamen a tu puerta antes de tiempo para protestar. Nadie se pondrá nervioso y lo aceptarán como algo puntual. También puedes poner un cartel en el ascensor o en el tablón de anuncios de la comunidad.

Y si estás en la otra parte, la que soporta el ruido, espera hasta la media noche y si todavía no ha finalizado baja a solicitar que disminuyan el volumen. Siempre evitando la confrontación, si aún así la cosa se desmadra y el diálogo sólo ha servido para alterarte más, acude a la policía municipal. Pero recuerda, cuando sea la última opción.

Ensayos

Si tocas algún instrumento o cantas haz una visita de cortesía a tu vecino y pregúntale a qué horas le resulta especialmente molesto el ruido. Evita ensayar en ese tiempo.

  • Obras

¿Tienes que hacer obras? Pues da aviso al Presidente y cuelga una fotocopia del permiso en la puerta de tu casa, junto con un cartelito que diga hasta cuándo van a durar y el horario de trabajo de los operarios. Si descansan en la hora de la comida, añádelo también. Demostrarás respeto por la comunidad y evitarás posibles denuncias.

  • Vecino moroso

La crisis ha provocado grandes fisuras en las relaciones vecinales y es que cada día aumentan más los impagos de gastos de comunidad o las derramas. La dificultad de llegar a fin de mes se ha impulsado a muchas familias a no afrontar las cuotas de la comunidad. La clave no está en enfrentarse al vecino moroso o retirar el saludo, y mucho menos esconderse si eres tú el afectado.

Si la crisis está afectando a tu economía habla con el Presidente y entre los dos intentad llegar a un acuerdo para ir asumiendo los pagos poco a poco. Puedes proponer un aplazamiento o una rebaja en la cuota mientras pase la mala racha, luego, asumirás lo que falte.

Y si el problema no es tuyo, si no de otro vecino, pues será el Presidente de la comunidad el que deberá estar al corriente del vecino que no está al corriente de los pagos. Es su obligación, no la tuya. Tú no debes intervenir creando conflicto, aunque te moleste. Si la persona no abona la deuda porque no está de acuerdo con ella se deberá recurrir a la vía legal, serán los tribunales los que pongan fin al problema.

 

 

 

Sobre el autor